back

mariana castillo deball - exhibición individual

witte de with center for contemporary art - róterdam
mayo 26 - agosto 25, 2019
image

mariana castillo deball, vista de instalación en witte de with center for contemporary art, 2019. foto: manuel raeder

image

mariana castillo deball, vista de instalación en witte de with center for contemporary art, 2019. foto: manuel raeder

image

mariana castillo deball, vista de instalación en witte de with center for contemporary art, 2019. foto: manuel raeder

image

mariana castillo deball, vista de instalación en witte de with center for contemporary art, 2019. foto: manuel raeder

image

mariana castillo deball, vista de instalación en witte de with center for contemporary art, 2019. foto: manuel raeder

image

mariana castillo deball, vista de instalación en witte de with center for contemporary art, 2019. foto: manuel raeder

Esta exposición presenta tres tipos distintos de obra creados por Mariana Castillo Deball en la última década que logran un equilibrio entre los pliegues de los materiales y el desdoblamiento de las ideas. Durante años, su trabajo ha manifestado sistemáticamente las formas en que el paso del tiempo se ilustra, organiza y expresa tanto en la naturaleza como en el artificio.


Una de las obras de la exposición proviene de su estudio y se adentra en la descripción de la cultura, las habilidades y la tecnología indígenas, incluyendo el desarrollo de pigmentos naturales endémicos del México precolombino, como se indica en el Códice Florentino del siglo XVI. Otro grupo de obras señala el constante interés de la artista por los puntos en común entre el conocimiento indígena y el pensamiento occidental. En este caso, sus trabajos investigan cómo dichos diálogos, que a menudo son contenciosos, se expresan en diferentes esferas de la influencia, desde las prácticas de diseño de museos hasta las teorías culturales inspiradas en la antropofagia, el acto de comer carne humana.


La artista pinta y esculpe, escribe y publica, y dirige investigaciones artísticas sobre los materiales originales extraídos de la antigüedad, la modernidad y nuestro presente. Como una línea de pensamiento, o una planta de aire, el trabajo de Castillo Deball divaga entre un espacio físico en un tiempo imaginado. A veces, maniobrándonos sensualmente a otro mundo, mientras que en otros, incomodamente hurgando en el nuestro, solo para experimentar la riqueza de conocimiento que se puede obtener de una comprensión más amplia, más profunda y más global de nuestro pasado antiguo.